|15/05/24 07:52 PM

El J.P. Morgan estima 5,5% mensual de inflación para lo que resta del año

El poderoso banco norteamericano modificó sus proyecciones, al tiempo que advirtió del atraso en los precios regulados e inflación reprimida

Por Redacción

16 de mayo, 2024 - 07:08

El último informe sobre la economía argentina dado a conocer por el banco norteamericano JP Morgan, luego de conocerse el índice del 8,8% de inflación en abril dado a conocer ayer por el INDEC, reevaluó las proyecciones para estimar que el nivel de inflación del segundo semestre será de un 5,5% mensual, como promedio, y de acuerdo a estas cifras se concluirá 2024 con 155% anual.

Así, la proyección del influyente banco es un 52,7% inferior a la de su último informe, en el cual calculó una suba de precios total del 207,7% para todo el año, e indicó alrededor de un 5% ya para el corriente mes de mayo, aunque en ello influyen el posponer los aumentos de  tarifas, lo que denominan “inflación reprimida”.

“Cabe señalar que el peso del IPC de alimentos en el IPC del Indec ha aumentado desde diciembre de 2019 cerca de un 5%, con peso de los precios regulados disminuyendo en una cuantía similar (-6%)”, detallaron, además de destacar que hay una porción importante de inflación reprimida y que el Gobierno debe avanzar en el ajuste de los precios relativos para que la desaceleración de precios de la economías sea sustentable.

 

Un dato llamativo, que se puede verificar en los distintos informes que se difunden desde Estados Unidos, desde el FMI hasta los bancos y consultoras, y es el énfasis que ponen en el concepto “calidad del ajuste”, lo que engloban también con sostenibilidad del proceso.

El JP Morgan también señala que los precios de los servicios regulados siguen estando un 30% por debajo de los niveles observados en abril de 2018. “Cabe señalar que el ajuste estacional muestra una fuerte desaceleración de la inflación subyacente sin alimentos, hasta 198,8% en términos anualizados, desde el 396,1% el mes anterior”, destacó el escrito.

Resaltaron que "los precios de los alimentos volvieron a encabezar la desaceleración mensual, con una tasa del 6,5%, frente al 10,5% del mes anterior” y además, transporte y educación también experimentaron una fuerte desaceleración en el mes, con un descenso conjunto del 1,3%, con solo uno de los ítems subiendo respecto al mes anterior.