|11/05/24 06:50 PM

Por corrupción en la Aduana, 97 personas irán a juicio oral

Los hechos ocurrieron durante la administración de Cristina Kirchner, y están involucrados funcionarios y empresarios por un fraude superior a US$ 300 millones

Por Redacción

11 de mayo, 2024 - 18:50

El juez Marcelo Aguinsky tiene en sus manos un caso gigantesco que podría provocar más de un escozor a algunos funcionarios que actuaron durante el Gobierno de la expresidenta Cristina Kirchner.

El magistrado en lo penal económico investiga una compleja red de corrupción en la Aduana que actuó en aquellos años, implicando la manipulación de 1.500 contenedores desarrollada a través de sociedades fantasmas y documentación apócrifa

Los delitos, que fueron detectados a partir de 2014, abarcan la evasión de controles aduaneros y la facilitación del despacho ilegal de mercaderías mediante la presentación de conocimientos de embarque apócrifos. Aguinsky presume que hubo connivencia de funcionarios aduaneros de diversas jerarquías con los responsables de las maniobras ilícitas, lo que les habría permitido hacerse de más de US$ 300 millones.

Juez Marcelo Aguinsky

El juez destacó la práctica del contrabando como una operación estructurada y coordinada dentro del mismo sistema aduanero, en la que participaron tanto profesionales del comercio exterior como empresarios, y al respecto puso de relieve la necesidad de implementar medidas de control más estrictas, incluyendo la portación de body cams por parte del personal y el registro fílmico de todas las operaciones aduaneras.

Para asegurar el avance de la investigación, y teniendo en consideración la experiencia de las dilaciones de los grandes objetos procesales en la Justicia argentina, el juzgado de Aguinsky decidió no tratar el tema como una única megacausa.

De esta manera, el avance de forma simultánea en varios legajos permitió el análisis profundo de cada grupo delictivo, una estrategia que posibilitó probar de manera documentada todas esas operaciones que serán ventiladas en el juzgado a cargo de Aguinsky.

La causa sufrió desde todo tipo de impugnaciones, pedidos de nulidad, recusaciones, intervención de distintas instancias revisoras, incluso hasta la Casación, con apelaciones de todas las decisiones que se fueron tomando durante la investigación judicial.