|16/05/24 07:49 PM

Crece la preocupación por las apuestas en línea entre adolescentes

En el Interactivo abordamos la facilidad de acceso a estas plataformas, que están disponibles las 24 horas del día, y cómo esto puede conducir a un consumo problemático similar al de sustancias prohibidas

Por Redacción

16 de mayo, 2024 - 19:49

Darío Álvarez Klar, fundador de la Red Educativa Itinere y especialista en gestión de la Innovación Educativa, estuvo conversando con El Interactivo (lunes a viernes, de 12 a 14, por Facebook, YouTube y FM 91.7 de Ciudadano.News), y esto nos explicó sobre toda la problemática de las tendencias ludópatas digitales:  

“Es preocupante el uso, no hay una autoridad de control, es todo el tiempo sin un límite, son 24 horas por 24 horas para los niños y jóvenes. Nosotros lo enmarcamos en lo que es consumo problemático. Es la misma perspectiva que nos preocupa cuando un joven consume sustancias prohibidas, hoy comprende la misma magnitud; es un consumo problemático porque lo que genera es una enorme adicción. Es muy difícil cortarlo y está al alcance de la mano y, muchas veces, cuando es a través de los medios tecnológicos, los adultos nos desinteresamos de lo que están haciendo porque creemos que están jugando, o el adolescente hace restrictivo el ingreso del adulto y se esconde. Lo hace en momentos donde no lo ven y esto genera otro tipo de factores que tienen que ver con la falta de bienestar en cuanto al consumo, por su salud y por las consecuencias que esto trae”, explicó Álvarez Klar.

Las consecuencias en el cerebro

“Lo que hace en el cerebro es despertar, generar adicciones que después pueden cambiar de nombre, de elemento o de consumo. En realidad, en la época de la pandemia, teníamos un equipo de investigación muy grande y veíamos la enorme afectación que tenían los adolescentes, especialmente mujeres, en el uso de las redes sociales y esto sigue siendo hoy un problema y no era tan alto el nivel de afectación en los varones, porque más que redes sociales consumían juegos en líneas. Había una idea de contención, grupo, no estaban en soledad, ahora 2 años después empezamos a ver que esos juegos en línea se empezaron a convertir en espacios con alto nivel de competencia y con apuestas. Si una familia dice:  él no tiene acceso a dinero, le controla la billetera, decanta en lo que hoy está empezando a aparecer, son jóvenes que piden billeteras virtuales prestadas, se hacen transferencias ocultas”, dijo el especialista.

“El otro día, en los medios, vimos un caso terrible de un chico de 14 años que le consumió el total de la billetera virtual a su madre y después intentó suicidarse porque no sabía cómo decírselo. Cuando hablamos de una afectación, no hablamos de una netamente económica, hablamos de una afectación de salud”.

El crecimiento de los casos y los síntomas

“No tengo números concretos, pero estamos viendo un crecimiento que es altamente preocupante, porque esto está ocupando los consultorios psicológicos, está manifestándose en las escuelas. En los colegios estamos viendo un enorme impacto, pero no porque un niño no esté prestando atención y esté, en ese momento, apostando en clases. En realidad, es porque vino con sueño debido a estar hasta las 4 de la mañana jugando”.

“Hay síntomas que empiezas a descubrir que no pueden ser pasados por alto, esto de cerrar la puerta y hacer lo que quieras en tu cuarto; en una época puede ser las redes sociales, la pornografía, pero el juego hoy trae otras cuestiones que son difíciles de combatir. Existe esta idea de que nos preocupamos cuando hay un casino en el medio de la ciudad y la actividad recreativa gira en torno a esto, ahora pensemos, que hoy, el juego online no solo está en la ciudad, sino también está auspiciando los equipos de fútbol, lo divulgan en Instagram. Hoy te compras un paquete de cigarrillos y se te advierte que causa cáncer, ceguera, y en los juegos online todo está permitido y está, incluso, divulgado como algo positivo”.

Nadie habla de las consecuencias que tiene y me parece que lo tiene que hacer la propia red de jugadores, porque debería haber una cantidad de horas determinadas y como esto hoy no está; los adultos lo tenemos que hacer con los niños y jóvenes porque ellos no lo cuentan, saben que si esto preocupa a los padres lo van a ocultar. Hay que empezar a pensar que los propios jóvenes se sensibilicen con su entorno, tengo un compañero que no lo está pudiendo manejar, y sobre esto alguien tiene que levantar la mano y los colegios, las familias tenemos que estar atentos, porque no te van a venir a decir no sé qué hacer, porque me jugué toda la plata, pero hay otros elementos y conversaciones que hay que instalar en casa”, reflexionó el gestor en educación.

La necesidad de una conversación incómoda

“Este es un tema que no está en agenda, en general, lamentablemente, la educación no es un tema de agenda política. Hoy estamos frente al 25 de mayo, donde hay un gran debate sobre el acuerdo o no, pero entre los 10 puntos que se van a discutir no está la educación”.

“Hoy no hace falta salir a buscar nada por debajo de las piedras. Cuando decía lo de los bingos y los casinos, yo entro a una ciudad y lo primero que veo es un cartel de bingo. O sea, me siento con las empresas de apuestas, pongo restricciones, barreras, pongo tiempo máximo, monto, identificación con documento, pero digo, cuáles son las barreras que estamos dispuestos a implementar. Me parece que es un tema que está en los medios; hay preocupación en las familias, en los colegios, pero estos temas tardan en llegar al ámbito de decisión en donde hay que decidir, entre la prohibición y ser permisivo, hay todo un camino que recorrer que tiene que ver con intentar caminos de prevención”, concluyó Darío Álvarez Klar.

 

Producción Periodística: Fernando García – Carlos Fernández