|11/05/24 10:11 AM

El Debate en el Senado sobre RIGI: cómo impactará en la economía argentina

En declaraciones en Círculo Político, Marcelo Saleme Murad, abogado especialista en derecho tributario, habló este capítulo que forma parte del proyecto de Ley Bases

Por Redacción

14 de mayo, 2024 - 12:32

Actualmente, en el Senado se está debatiendo el Régimen de Incentivo para Grandes Inversiones (RIGI). Este capítulo forma parte del proyecto de Ley Bases presentado por Javier Milei al Congreso, que ya cuenta con media sanción en la Cámara de Diputados.

El objetivo de este marco legal es ofrecer incentivos fiscales, aduaneros y cambiarios para atraer proyectos de inversión que superen los 200 millones de dólares. Además, se busca crear un ambiente de seguridad jurídica que fomente la llegada de capital tanto extranjero como nacional. Sin embargo, este tema está siendo objeto de fuertes cuestionamientos durante las discusiones en las comisiones del Senado.

En declaraciones en Círculo Político, lunes a viernes de 14 a 16 por Ciudadano News, Marcelo Saleme Murad, abogado especialista en derecho tributario, explicó: “Hay algunos que han alzado su voz como que violaría de alguna forma la ley de lealtad comercial. En definitiva restringiría la competencia entre las amorosas que ya están radicadas en el país con régimen general y las inversiones que vendrían, hay que recordar que según este régimen pueden ser no solo inversiones extranjeras sino nacionales porque no hace una distinción, o sea el régimen de incentivo para grandes inversiones está incluido en un capítulo completo de la ley. Este capítulo podría ser tranquilamente otra ley aparte porque es amplísimo, muy profundo", expresó.

Y continuó: “En principio hay que establecer que esto tiene tres patas, tiene intención de dar seguridad jurídica, estabilidad impositiva porque el núcleo de la cuestión es tributaria y también una estabilidad económica a estas inversiones, tanto en el ámbito de nación, cuando extrañamente en el ámbito provincial, digo extraño porque una de las cuestiones cuestionadas por la oposición es que establece que las provincias no podrán alterar con nuevos impuestos los beneficios que se dan a partir de esta ley".

Entonces, "desde el punto de vista tributario por ejemplo tiene una gran cantidad de beneficioso, en primer lugarel objetivo es que se hagan inversiones muy significativas destinadas a distintos sectores que son la agroindustria, infraestructura forestal, minería, gas y petróleo, energía y tecnología. Es decir, no cualquier empresa, cualquier inversión, va a poder adherir a este régimen, sino aquellas que vayan dirigidas a esos sectores".

En segundo lugar, "lo que la ley establece es que tiene por intención favorecer el empleo, desarrollar la economía del país, la competitividad, las exportaciones, una serie de beneficios que sin dudas traerá, por ejemplo la planta de gas natural de petróleo que se quiere hacer en Vaca Muerta y cuesta 30 mil millones de dólares". Saleme Murad indicó que "sin un marco adecuado, esas adhesiones no se hacen en el país". Por lo cual a todos los detractores "hay que decirles en qué los está afectando, esto tiende a crear riquezas, que se hagan las inversiones para que se creen riquezas".

El letrado indicó que “la presión tributaria Argentina es infernal, tiene un sistema tributario que es implacable para el ciudadano, para la acumulación de riquezas, para la instalación de empresas, con este sistema impositivo los argentinos no vamos a poder crecer nunca".

Y agregó que "hubo naciones, por algún lado hay que empezar, a mí me viene el caso de China, cuando empieza a crecer, China empieza a crecer después de Mao con Deng Xiaoping, este establece una serie de zonas francas, China era comunista, en estas zonas francas favoreció la inversión extranjera a la cual liberaba de impuestos y de otra serie de cargas para que pudieran radicarse. Cuál es la intención, que estas grandes inversiones promuevan la economía del país".

Y recordó que "Argentina tiene una pésima conducta en materia de seguridad jurídica. Aquí le hacen invertir a la gente con una disposición impositiva y a los 3 años le cambian la disposición y le sacan la renta".

En principio, el proyecto tiene que ser factible, "esa factibilidad es la que va a decir si en 30 años amortizan y ganan plata, se la va a dar el Estado. El Estado va a decir si es creíble el proyecto o no, se supone que en esos 30 años no solo tiene que amortizarse el proyecto, sino que dar ganancias, porque si no, no sirve".

“Para mí este régimen no solo no es injusto, sino que es plausible desde el punto de vista económico del país. Es lo que necesitamos. Después tenemos que decir, espera porque somos 44 millones de personas que merecemos que baje la presión impositiva que tenemos, no puede ser que tengamos el 50% si se lo ve desde el precio final, pero si se lo ve desde el costo de producción tenemos la carga tributaria en alimentos del 100%. Esto no puede seguir, es una atrocidad”, concluyó.

Beneficios del RIGI

El Régimen de Incentivo para Grandes Inversiones (RIGI) ofrece un conjunto de incentivos fiscales, aduaneros y cambiarios con el objetivo de atraer grandes inversiones a Argentina. A continuación, detallamos los beneficios clave:

Beneficios impositivos:

  • Impuesto a las Ganancias:
    • Alícuota reducida del 25% para los Vehículos Titulares de un Único Proyecto (VPU).
    • Amortización acelerada de bienes muebles e infraestructura.
    • Transferencia de quebrantos impositivos no absorbidos dentro de los primeros 5 años.
  • Impuesto al Valor Agregado (IVA):
    • Devolución acelerada de saldos a favor en un plazo no mayor a tres meses.
    • Pago del IVA a través de Certificados de Crédito Fiscal transferibles a terceros.
  • Otros impuestos:
    • Computar el 100% del impuesto sobre débitos y créditos bancarios como crédito en el Impuesto a las Ganancias.

Beneficios aduaneros:

  • Exención de derechos de importación para bienes de capital, repuestos, partes e insumos.
  • Exención de derechos de exportación durante los primeros tres años para proyectos adheridos al RIGI.

Beneficios cambiarios:

  • Libre disponibilidad de divisas para exportaciones:
    • 20% el primer año.
    • 40% el segundo año.
    • 100% a partir del tercer año.
  • Divisas para financiamiento local o externo sin restricciones.

Estabilidad normativa:

  • Estabilidad impositiva, aduanera y cambiaria durante 30 años.
  • Garantía de no afectación por normativas más gravosas.

Requisitos para adherirse al RIGI

Para aplicar al régimen, los proyectos deben cumplir con ciertos requisitos:

A. Vehículos Titulares de un Único Proyecto (VPU):

  • Sociedades Anónimas (incluidas unipersonales) y Sociedades de Responsabilidad Limitada.
  • Sucursales de sociedades extranjeras.
  • Uniones transitorias de empresas.

B. Monto de Inversión Mínima:

  • Proyectos con una inversión superior a 200 millones de dólares.

C. Sectores incluidos:

  • Agroindustria, Infraestructura, Forestal, Minería, Gas y Petróleo, Energía y Tecnología.

D. Detalle del plan de inversión:

  • Cronograma estimado de inversión.
  • Empleo directo e indirecto estimado.
  • Balance comercial y flujos de divisas proyectado para cinco años.

Críticas y polémicas en torno al RIGI

A pesar de los incentivos ofrecidos, el régimen ha suscitado críticas y controversias entre algunos sectores:

Competencia desleal:

  • La Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina (ADIMRA) advierte que los beneficios pueden generar competencia desleal con la industria local al permitir importaciones sin aranceles.
  • Exclusión de las Pymes:

    Otros sectores opositores argumentan que el techo de inversión mínimo de 200 millones de dólares deja fuera a las pequeñas y medianas empresas (Pymes), que generan la mayor cantidad de empleo en el país.
  • Invalidez de normativas preexistentes:

    El artículo 162 de la Ley Bases anularía cualquier normativa previa que limite los beneficios del RIGI, lo que podría vulnerar la autonomía de provincias y municipios, según abogados constitucionalistas.