|10/08/21 09:19 PM

Rodrigo Isgró: “Todavía estoy tratando de dimensionar lo que hemos logrado”

El rugbier ingresó a la galería histórica de los mendocinos que se colgaron una medalla en los Juegos Olímpicos. Un bronce que quedará para siempre en su memoria

10 de agosto, 2021 - 21:38

Es jugador del Mendoza RC pero desde 2019 no juega por la pandemia y además porque estaba afectado al seven. Teóricamente ahora jugará rugby de quince en su club hasta que lo convoquen al circuito de Los Pumas 7’s.

Jugó en primera en 2017 a los 18 años y le tocó descender con su club. En 2018 jugó en la Copa de Plata y en 2019 ascendieron al Top 8. Desde los 17 estuvo en el Pladar, en 2019 estuvo de wing en Los Pumitas M20 que jugaron el Mundial de Rosario y despues lo llevaron al seven.

El hombre en cuestión es Rodrigo Isgró, quien en Tokio ingresó a la galería histórica de los mendocinos que se colgaron una medalla en los Juegos Olímpicos. Un bronce que quedará para siempre en su memoria.

-¿Cómo viviste este momento?

- Estar en unos Juegos Olímpicos fue una locura, fue mucho más de lo que me imaginé o lo que pude haber soñado alguna vez. Estoy muy feliz por haber estado en una villa olímpica, haber competido al mejor nivel y para colmo traernos una medalla fue mágico. Es un orgullo enorme.

- Sos un privilegiado por haber logrado rápidamente una medalla con un deporte que tiene muy poca tradición en los juegos, como el rugby.

- Sin dudas. Es algo increíble, porque estar es la mayor aspiración de todos los atletas del mundo y ni hablar si tenés la posibilidad de lograr una medalla. Como rugbiers rápidamente nos pusimos a vivirlo de esa manera, aunque en el seven hay muchos equipos fuertes. Jugamos de igual a igual contra todos y por suerte en estos juegos pudimos lograr el objetivo.

Todavía estamos tratando de dimensionar lo que hemos logrado, te aseguro que es muy difícil. 

- ¿Dónde está la medalla?

- Está en el mejor lugar donde puede estar, en casa. Se la regalé a mi papá y a mi hermana, que son puntales increíbles no sólo en mi carrera, sino también en mi vida. De hecho me recibieron con una cena donde estaba gran parte de la familia y la verdad fue emocionante compartir con ellos ese momento después de todo lo vivido.

- Siendo del interior tuviste que hacer un gran esfuerzo para ganarte un lugar dentro del seleccionado y cumplir este sueño.

- Sin dudas y eso es algo de lo que estoy muy orgulloso, y probablemente lo que más me queda. El equipo completo hizo un trabajo enorme y creo que eso fue lo que nos llevó hasta este podio olímpico. Pero es verdad que siendo del interior tenés que hacer un esfuerzo mayor, pero eso también te hace cada vez más fuerte.

En el 2020 tuve mi debut en el circuito de seven y cuando volvimos de Canadá comenzó la pandemia lo que hizo que fuese un año muy difícil. Ahí es donde te digo que hay mucha gente de cada uno de nosotros apoyando para seguir firme en el proceso de preparación y finalmente ganarte un lugar en la lista definitiva.

Cuando arrancó la cuarentena me imprimí los anillos de los juegos y pegué la hoja enfrente de mi cama y así todos los días me levantaba pensando en que tenía que hacer algo para poder estar ahí, sin importar el cansancio o cualquier otra cuestión.

Disfruté cada momento. Hasta mi abuela me ayudó en el jardín de casa con los trabajos que tenía que hacer. O mis amigos acompañándome a correr y ni hablar del club que estuvo en todo momento.

- ¿Qué recuerdo puntual te deja el campeonato?

- El partido contra Sudáfrica fue una locura. Es un momento que no nos vamos a olvidar más porque terminamos jugando con uno menos, algo que en el seven es dar una ventaja enorme. En un momento nos miramos y entendimos que teníamos que cambiar el chip para ganarlo y una vez consumado vivimos una locura. Eso nos hizo muy fuertes, más allá que después perdimos con Fiyi.

- ¿Cómo sigue tu vida deportiva?

- Desde que llegué me propuse descansar un poco, pero la cabeza te trabaja a mil y la idea es seguir en Los Pumas 7`s. Tengo un sentido de pertenencia muy grande por el equipo y es un lugar que quiero seguir aprovechando. En realidad quedo a disposición de lo que diga el entrenador y el equipo necesite. Y más adelante se verá, no me quiero apresurar.

 

TAGS