|29/03/21 02:52 PM

Si crecen los contagios, ¿se suspenden las clases presenciales?

El ministro de Educación de la Nación opinó sobre las medidas restrictivas y defendió el área que él dirige. "La escuela es un espacio priorizado", sostuvo

Por Redacción

29 de marzo, 2021 - 14:03

El ministro de Educación de la Nación, en recientes declaraciones a la prensa se refirió a la eventual suspensión presencial que pueden tener las clases y fue tajante.

A pesar del aumento de casos a nivel nacional y la preocupación por la entrada y quizás expansión de las nuevas cepas de COVID-19, que científicamente han demostrado ser mucho más contagiosas, el ministro dijo que "las políticas restrictivas deben estar en otros ámbitos para evitar suspender las clases". De esa forma Trotta, llamó a poner la atención o foco en otras actividades, que son las que a su entender deberían ser restringidas, pero no la presencialidad de cursado de los alumnos.

Sin embargo el titular de la cartera de Educación, defendió que en caso de que se produzca un llamativo crecimiento de casos, la medida de restringir las clases debería ser tomada "en la mínima unidad geográfica posible".

 “No hay que tomar a la Argentina ni a las provincias como un todo. Esto también implica una responsabilidad de cada una de las jurisdicciones", señaló el funcionario nacional.

Enfatizando la idea de que las clases no deben ser suspendidas, el funcionario nacional, subrayó que "la escuela es un espacio priorizado" y que el Gobierno debe ser muy específico si dictamina nuevas medidas restrictivas.

Trotta defendió el plan sanitario y organizativo que permitió el regreso de miles de jóvenes a las aulas de la escuela. A su entender el proceso general se está dando con “enorme responsabilidad y cuidado”.

Además, dirigiéndose sin nombrar a un sector en particular pero en definitiva, a sus detractores sobre que el regreso de las clases iba en contra de la “salud” de todos los actores involucrados, Trotta respondió que cada decisión tomada desde el Ministerio se hizo con las “evidencias que había hasta ese momento”. “En ningún momento especulamos con la salud y, en ese sentido fueron decisiones sanitarias, no educativas", remarcó.

"Es importante dejar en claro que todos los pasos que hemos dado se vinculan a un regreso seguro, con la aplicación de los protocolos; y en las escuelas de todo el territorio lo que ha sucedido es que detectamos casos de contagio, que no necesariamente se han producido en las escuelas. Estamos en una pandemia, pero la escuela es uno de los espacios donde se puede proyectar un regreso seguro, que disminuya a su mínima expresión la posibilidad de contagios", cerró el ministro de Educación.