|28/06/19 07:48 PM

Bolsonaro a Trump: "Ayude a la Argentina para que no vuelva el populismo"

En un encuentro cara a cara que mantuvieron el presidente de los EE.UU. y el primer mandatario brasileño, se produjo un sorpresivo pedido de este último para Trump

Por Redacción

28 de junio, 2019 - 20:06

No es un secreto que el peso de Estados Unidos en el directorio del FMI y la estrecha relación entre Mauricio Macri y Donald Trump fueron factores decisivos para que la Argentina accediera al amplio programa de ayuda financiera por más 57.000 millones de dólares.

Ahora, en plena campaña electoral, que el dólar se mantenga "planchado" será clave para que Macri se mantenga competitivo de cara a octubre. Para eso, de nuevo, el apoyo de Estados Unidos será importante.

En este sentido, ocurrió un episodio llamativo durante la cumbre de líderes del G20 en Japón. En un momento, Trump preguntó a Bolsonaro cómo podía Estados Unidos ayudar a Brasil. Ante semejante oferta, la respuesta de Bolsonaro sorprendió: "Es mejor ayudar a la Argentina para que no vuelva el populismo y eso va a beneficiar a Brasil".

La charla entre los mandatarios fue reconstruida por La Nación en base a información que circulaba entre la delegación argentina. El hecho es que los líderes de la derecha se muestran preocupados -y listos para tomar cartas en el asunto- por un eventual regreso del kirchnerismo.

Otro mandatario que fue explícito en el mismo sentido fue el chileno, Sebastián Piñera, que además avisó que estará presente en la cumbre de Jefes de Estado del Mercosur, que se desarrollará en la ciudad de Santa Fe los días 15, 16 y 17 del mes próximo, señala La Nación

Bolsonaro y Piñera ya hicieron manifestaciones públicas a favor de la reelección de Macri. Hace 20 días, el mandatario brasileño, por ejemplo, le pidió al pueblo argentino votar en octubre "con la razón y no con la emoción, como lo hicimos en Brasil, donde hubo gran responsabilidad para decidir el futuro del país".

El "tema Venezuela"

El presidente Trump le pidió a Bolsonaro paciencia ante la crisis política en Venezuela al sostener que la transición en el país petrolero "lleva tiempo".

"Las cosas llevan tiempo. Estamos del lado del pueblo de Venezuela", dijo Trump al comienzo de su reunión con Bolsonaro, quien alabó su gestión e incluso anticipó que apoyará su reelección.

El mandatario se refería así al estancamiento de la estrategia estadounidense en Venezuela, donde ya hace cinco meses que Trump reconoció como legítimo al presidente encargado Juan Guaidó, pero éste no ha logrado arrebatar el poder a Nicolás Maduro.

En las últimas semanas, la Casa Blanca moderó su discurso contra Maduro, pero funcionarios han asegurado que los esfuerzos para presionar al chavismo continúan, aunque no se hagan públicos.

Trump y Bolsonaro "renovaron su compromiso para apoyar al pueblo venezolano en sus esfuerzos para recuperar su democracia y su libertad", indicó la Casa Blanca en un comunicado tras la reunión.

El presidente estadounidense también conversó sobre Venezuela al reunirse con su par ruso, Vladímir Putin, quien respalda a Maduro, pero Washington no quiso dar detalles sobre ese diálogo.

La de hoy fue la segunda reunión entre Trump y Bolsonaro, quienes ya confirmaron su sintonía durante un encuentro en la Casa Blanca en marzo pasado.

"Bolsonaro es un hombre muy especial, le está yendo muy bien, el pueblo de Brasil lo quiere mucho", afirmó Trump.

"Iremos a Brasil", añadió el mandatario, que desde que llegó al poder en 2017 solo ha visitado un país latinoamericano, Argentina.

Trump opinó que los lazos con Brasil son "más estrechos que nunca", lo que atribuyó en parte a la victoria electoral de Bolsonaro, quien por su parte expresó que que admira al presidente estadounidense "desde hace mucho tiempo, incluso antes" de su triunfo electoral en 2016. Apoyo a Trump, apoyo a Estados Unidos, apoyo su reelección", sentenció Bolsonaro.

El encuentro entre ambos tuvo lugar en un momento clave para la guerra comercial entre Estados Unidos y China, antes de que Trump se reúna mañana en Osaka con el presidente del gigante asiático, Xi Jinping.

China es el principal destino de las exportaciones de Brasil, y Bolsonaro también tenía previsto reunirse con Xi en Osaka para limar las asperezas generadas en Beijing por la alianza entre Trump y el líder brasileño.

Quizá pensando en ese encuentro de Bolsonaro con XiTrump le advirtió sobre "los riesgos asociados con las actividades de China en el continente americano".

También conversaron sobre cómo fortalecer el comercio bilateral, y Trump reiteró su apoyo a la campaña de Brasil para entrar en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), considerado como el club de los países más desarrollados.